La historia detrás de la Cala de los Cocedores

Al extremo de Almería, donde se conecta con Murcia, específicamente entre Pulpí y Águilas, se halla la Cala Cerrada, aunque es más conocida como Los Cocedores. Y esto se debe a que a inicios del siglo pasado, en ella se hallaba un cocedor de esparto natural, del cual aun se evidencian rastros.

En forma de media luna o herradura, es evidente en cada tramo de sus 150 metros de extensión la acción de las erupciones volcánicas pasadas. Por ejemplo, su arena posee huella de las cenizas volcánicas, al igual que la montaña que resguarda a la playa. Se trata pues, de Un acantilado gris ceniza, con gigantes piedras incrustadas.

Además, en dicho sistema montañoso, se evidencian aun hoy en día las cuevas en las cuales habitaban personas en tiempos lejanos. En aquellos, donde necesitaban resguardarse del sol, mientras realizaban el proceso de cocer el esparto natural de la zona.

Sus aguas, poseen tal tranquilidad que pueden considerarse como una piscina natural, ideal para los más pequeños del hogar, sobre todo si están aprendiendo a nadar, ya que su oleaje no supone peligro alguno.

Posee servicios limitados, en donde se vale alquilar toldos para protegernos del sol que se muestra en todo su esplendor en el lugar. Además, se encuentra un chinguirito que podemos reservar con antelación para su disfrute.

En lo que respecta al acceso, se lograra conseguir  tomando la carretera nacional A 332 en dirección a Águilas. Poco antes del cruce, tomaras el primer desvío derecho, hacia u camino de tierra señalado  “Playa de los Cocedores”. No hay pérdida.

Luego de aparcar, hay que seguir un camino a pie a través del monte montañoso, pero que realmente resulta un poco incomodo de realizar. También, existe la opción de acceder a la Cala Cerrada por medio de embarcaciones.

Otro atractivo de la zona, es que pese a parecer desértico, no lo es, en algunas épocas del año se hallan floras endémicas que embellecen aun más el sitio, además, que es posible visualizar gran cantidad de aves como   el águila-azor, búho real, halcón peregrino, y animales como tortugas moras, delfines, calderones.

Playa Cala de Enmedio, una vista de portada

En Almería, se localiza Cala de En medio, que pese a darse el lujo de ser mencionada por el periódico de mayor tiraje y fama de Norteamérica: The New York Times, como una de las mejores playas de Europa, para muchos sigue siendo poco conocida. Y es este, precisamente uno de sus mejores atractivos.

Se trata de una de las playas más recónditas de Almería, ubicada dentro  del Parque Natural del Cabo de Gata.de arena brillante, fina y negruzca, testigo innegable de un pasado volcánico, sus aguas son cristalinas y formaciones rocosas increíblemente blancas. Posee dunas fosilizadas y poas naturales, que se formaron producto de la erosión. Es conocida por ser naturalista, es decir nudista.

El acceso a la playa, aunque sólo se consigue a pie o en embarcación, no es tan complicado como pudiese parecer. Todo el recorrido inicia en  el pueblo de Agua Amarga, caserío pesquero de hermosas casas blanquecinas, que se localiza al norte de Las Negras, y que para poder llegar al mismo hay que adentrarse tierras adentros y posteriormente redireccionarse de nuevo hacia el mar.

Pues bien, ya ubicados en Agua Amarga, debes caminar por medio hora hasta Cala de En medio. Si vas en coche, déjale en el aparcamiento de playa Agua Amarga, camina por la calle de nombre Depósito hasta el final de las casas, ahora cruzaras a la izquierda, en un trayecto e aproximadamente 2 kilómetros con algunas cuestas suaves.

Asi, accederás a esta hermosa playa, que ofrece sus mejores temperaturas en agosto, por lo cual evidenciaras algo de temporadistas, aunque nunca se haya saturada de turistas, el resto del año permanece vacía. Debes considerar que no posee servicios en sus alrededores. Por lo cual, al visitarle acude preparado y procura causar el menor impacto en el área, recuerda que es una zona virgen.

Ropa cómoda, zapatos deportivos para el trayecto, y todo el vestuario playero, deben incluir agua, comida y por supuesto, tu equipo de buceo si es que lo practicas, pues la zona se presta para ello, snorker o simplemente disfrutar de sus aguas. Esta cala, se presta para ser disfrutada en su totalidad.

La enigmática Playa Los muertos

Almería, posee una de las costas más bellezas y salvajes de toda España, por lo cual ejerce gran atracción entre locales y turistas por igual. Una de esas playas, que debemos apuntar a visitarle si nos trasladamos hasta esa zona es la Playa Carboneras, más popularmente conocida como Playa Los Muertos.

Pero por favor, no te dejes llevar por apariencias ni supersticiones, aquí no aparecen muertos ni espantos, bueno no ahora. Su nombre, se lo debe a que en épocas pasadas, era común que a sus orillas llegaran cadáveres, producto de los naufragios que ocurrían en la zona del Cabo de Gata.

Ubicada a sólo 23 km de distancia del siempre atractivo y pintoresco pueblo de Mojácar, ese que destaca en las guías de turismo por sus construcciones arquitectónicas y casas pintadas de blanco. Los Muertos, se trata de una playa que cuenta con 1.6 km de largo, se le considera virgen y de aguas salvajes. Posee grandes y caprichosas formaciones rocosas, ambas razones por las cuales no se recomienda para visitar en familia.

Sin embargo, para aquellos amantes de la aventura, resultará el sitio idóneo, en el cual practicar snorker, buceo gracias a sus aguas cristalinas y senderismo. Y es que para poder acceder a esta playa, se debe recorrer un largo camino.

Todo comienza, desde el parking que se ubica en la carretera de Carboneras, en el cual puedes aparcar tu coche, por un pago de 5€, considera que los fines de semana, es grande el flujo de visitantes en la zona. Luego, desde allí se debe recorrer unos 20 minutos aproximadamente de camino, en descenso por un trayecto rocoso de 800 metros. Camino no apto para coches de bebé ni personas con alguna discapacidad física.

Como podrás imaginar, por tratarse de una playa virgen, no cuenta con servicios en sus adyacencias, más allá de la seguridad, por ser como ya mencioné, una zona con aguas violentas. Además, es necesario destacar que se considera una de las más destacadas playas nudistas de toda Almería.